cineuropa.org

02 February, 2010

Clint llega con mucha fuerza en un excelente fin de semana

El piloto automático de la taquilla sigue encendido y el rumbo es estable. Las cifras de esta semana han estado dentro de lo esperado con un clarísimo sabor positivo y no parece que las próximas semanas vayan a ir hacia abajo, no al menos en la taquilla española. En Estados Unidos es un poco diferente ya que allí ya han entrado en el momento primaveral, que suele traducirse en un descenso de la cifra general, pero nada trágico de momento.

Esta mañana se darán a conocer los nominados a los Oscar y hay muchos nervios para saber cuales entran -este año unas exageradas 10 nominadas- y se benefician de estar en la carrera final. Mucha suerte a todos y a las producciones españolas y latinas que participan con muchos puntos como El secreto de sus ojos y La teta asustada.

Para pasar el rato, aquí tenéis los informes de esta semana:

España

http://www.boxoffice.es/reports_spain/2010/invictus-logra-mas-de-2me-en-su-estreno/

USA

http://www.boxoffice.es/reports_usa/2010/mel-no-logra-desbancar-avatar/

Ayer Cataluña cerró las salas de cine. La acción era una reivindicación del gremio de exhibidores posicionándose en contra de la ley del Gobierno Catalán de doblar el 50% de las copias lanzadas en Cataluña. El acto se hizo notar, no sólo a nivel mediático sino en las cifras del día a día. Ayer lunes la taquilla estatal se derrumbaba un 90% respecto al domingo, y y suponía un 24% menos que hacía una semana. Sólo en Cataluña, las cifras del lunes fueron un agudísimo 97% menos que el domingo. Datos y más datos que indican que el boicot puede haber costado cerca de 550.000€. Sin duda si alguien está dispuesto a dejar de ingresar estas cifras es porque tiene sus razones.

La ley de doblaje al catalán es uno de esos movimientos político-cultural que parece estar diseñado para crear confusión y rechazo, y que poco se ha explicado. Desde que se puso en marcha no ha habido mucho consenso y opiniones para todos los gustos, pero mi consuelo está en que la gente, pase lo que pase seguirá queriendo ir al cine. Básicamente, los que antes no movían el culo para buscar la película que querían ahora lo harán más, y los que lo hacían para buscarla en catalán lo harán menos. Al final, los que nos quedaremos igual somos los de versión original. Pero los dos grandes errores de esta ley son el no se saber la opinión general de la audiencia de los cines (que no es la de TV3) y la falta de equilibrio. No conozco a nadie que le hayan preguntado y el 50% de las copis en todo el territorio es excesivo.

En fin, todo se verá y dentro de un tiempo con las cifras en la mano veremos que pasa y si todo sigue en su sitio. De momento, como buen cinéfilo -aunque más de uno os pensáis que sólo soy un hombre de cifras- seguiré acudiendo a la versión original más cercana y sino la tengo, acudieré a la versión original online más cercana.

No comments: